Para que no me robe, dejo que me viole

0 views

Una chica se encontraba sola en su casa, de lo más normal y tranquila, pero de momento, se da cuenta que realmente ella no se encontraba sola dentro de la casa, más vale un ladrón había entrado y estaba dispuesto a robarle todas sus pertenencias.

La chica muy asustada, le dice, que lo mejor es que la viole a ella, antes de quitarle todas sus cosas, por eso ella misma, se baja hasta el cierre del pantalón del ladrón y sacándole el pene, comienza a hacerle sexo oral.

Este obviamente responde, por eso, comienza a penetrarla sobre la silla de la cocina, ella sin poner resistencia, deja que su ladrón haga lo que desee.