Le da golpecitos en la concha y hace que acabe mucho y rico

0 views

Ya acostadas en la cama y completamente calatas se encuentra ésta pareja de doble filo metiéndose mano y cogiendo rico, una de las germas que tiene las piernas bien abiertas, gime porque la otra juega con los dedos en la concha y le mete la lengua, desde el chiquito hasta la concha, haciéndola gozar más.
La germa que recibe la mamada acaricia el cabello de su amante, ésta sigue metiéndole los dedos, y dándole golpecitos para que acabe rico, sonriéndose las dos siguen cachando y disfrutando de jalarse la tripa con la boca y dándose chapes.