Ya me había dejado la vagina bien cogida y ahora va por mi culito abierto

0 views

Me gusta tanto cachar que mi vagina está toda arrugadita, pero siempre quiero más. Me llevé a un piraña del mercado para que me reviente la concha en la mañana y me la dejó bien lechada como me gusta. Ahora le dije que me haga el chuculún por el poto, a ver si este chibolo aguanta. Como buena mamita, me puse en pose para que entrara derechita y esperé su segunda leche.