Se jala la tripa con los pies de su hembra y terminan cogiendo rico por la concha

0 views

Éste churro con la pinga ya caliente, tiene a su hembra de rodillas en el sofá, le quita las pantaletas y con ellas le amarra los pies para someterla, la toca un poco en la concha pero baja hasta los pies y les pasa la lengua para mojarlos y es con ambos pies con los que se jala la tripa.
Arrecho la voltea le abre bien las piernas, le mete la pinga por la concha, y le da duro sin parar, el machete está tan cachondo que la levanta por la cintura se la monta encima y la sigue penetrando empujándole duro la pinga por la concha.